Educando Peques

Consejos para educar a tu niño

CONDUCTA ANTISOCIAL EN MI HIJO ADOLESCENTE

Posted in educar con amor
at 2017.06.26
With 0 Comments

La adolescencia es una etapa de grandes cambios fisiológicos, psicológicos y sociales. Todos los adolescentes atraviesan por diversas crisis para adaptarse a los nuevos cambios, sin embargo este proceso es enfrentado de manera muy distinta por cada adolescente ya que dependerá de diversos factores externos e internos.

En general, la mayoría de los adolescentes logra adaptarse dentro de los parámetros esperados de la sociedad, sin embargo, algunos de ellos presentan comportamientos que podemos denominar “antisociales” y en algunos casos conductas “delictivas”.

conducta-antisocial-en-mi-hijo-adolescente1

Las circunstancias económicas y sociales actuales, generan la oportunidad para el desarrollo de conductas antisociales en los adolescentes, sin embargo, diversos investigadores coinciden en que no es solo consecuencia de los factores ambientales como el cine, la televisión, la prensa, la calle, la escuela e incluso la misma familia; sino que además interviene un tipo de personalidad que facilita la desinhibición de los impulsos agresivos.

En general, la conducta antisocial suele comenzar a presentarse a partir de los 15 años, aunque en ciertos casos podemos observar éste tipo de conducta desde la infancia.

¿Qué es una conducta antisocial?

Por conducta antisocial se entiende una conducta que molesta y altera a los demás, pero no es ilegal. Puede alterar la paz pública pero sin caer en la delincuencia.

Una conducta delictiva es aquella que afecta la integridad de los demás y se encuentra clasificada como delito.

¿Cómo puedo saber si mi hijo tiene un trastorno antisocial?

Existen algunos criterios básicos para poder clasificar si la conducta presentada por el adolescente se trata de un trastorno de personalidad:

Un patrón general de desprecio y violación de los derechos de los demás que se presenta desde los 15 años en tres o más de las siguientes conductas:

1. Fracaso para adaptarse a las normas sociales en lo que respecta al comportamiento legal, como lo indica el perpetrar repetidamente actos que son motivo de detención.

2. Deshonestidad, indicada por mentir repetidamente, utilizar un alias, estafar a otros para obtener un beneficio personal o por placer.

3. Impulsividad o incapacidad para planificar el futuro.

4. Irritabilidad y agresividad, indicados por peleas físicas repetidas o agresiones.

5. Despreocupación imprudente por su seguridad o la de los demás.

6. Irresponsabilidad persistente, indicada por la incapacidad de mantener un trabajo con constancia o de hacerse cargo de obligaciones económicas.

7. Falta de remordimientos, como lo indica la indiferencia o la justificación del haber dañado, maltratado o robado a otros.

Es muy importante que si usted considera que su hijo está presentando algunos de los criterios mencionados, busque acercarse a un profesional en el área, quien podrá realizar un diagnóstico adecuado a través de diversas herramientas, así como le guiarán en el tratamiento adecuado.

conducta-antisocial-en-mi-hijo-adolescente

Por otro lado, es importante recordar que los padres tienen la responsabilidad de educar y guiar a los hijos para formar individuos responsables con su entorno y con la sociedad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *